El diazepam también conocido comercialmente como Valium pertenece a una clase de medicamentos conocidos como benzodiazepinas, los llamados sedantes o tranquilizantes. Se suele usar para tratar la ansiedad, la abstinencia de alcohol y las convulsiones, también se utiliza para aliviar los espasmos musculares y proporcionar sedación antes de los procedimientos médicos. Es un medicamento con prescripción médica que actúa calmando el cerebro y los nervios.

A pesar de su eficacia, es un medicamento con el que debemos tener cuidado pues su impacto en el cuerpo es muy potente, además, tiene numerosos efectos secundarios bastante peligrosos, entre ellos, la dependencia.

El Diazepam suele entrar en nuestro organismo y provoca sus efectos durante un plazo de entre 6 y 8 horas, dependiendo siempre de muchas variables como la dosis ingerida, la complexión física de la persona o si se ha mezclado con alcohol u otras sustancias.

Los peligros de mezclar Diazepam (Benzodiazepinas) con cocaína

Un estimulante muy poderoso como puede ser la cocaína puede provocar efectos de no poder relajarse o dormir después de su consumo. Algunos consumidores usan depresores del sistema nerviosos central como el Diazepam derivado de las benzodiazepinas para ayudar a paliar los efectos de la cocaína, esta mezcla puede llegar a una dependencia o abuso de otras múltiples sustancias.

<En general, los efectos de la cocaína y los benzos son bastante diferentes. La cocaína es “estimulante”, mientras que las benzos son “tranquilizantes”. La combinación de estas dos sustancias puede tener efectos adversos impredecibles.>

Cuando una persona mezcla y consume depresor con estimulantes, es posible que maneje mejor sus síntomas de abstinencia, pero lo que puede suceder con el tiempo es que rara vez consume uno sin el otro y se vuelve dependiente de las dos sustancias. La combinación de cocaína y benzodiazepinas en el cuerpo puede alterar gravemente los niveles naturales de dopamina de una persona y dificultar que se sienta feliz por sí misma.La dependencia física de estas 2 sustancias combinadas es muy alta.

La cocaína y benzodiazepinas son drogas que tienen efectos extremadamente opuestos en el cuerpo. Uno aumenta ciertas funciones para estimular el cuerpo y el cerebro (cocaína), mientras que el otro disminuye ciertas funciones para producir calma y relajación (benzodiazepinas). La combinación de los dos puede producir efectos intensificados de cada sustancia hasta que su cuerpo no pueda procesar ninguno de las 2 sustancias, lo que aumenta enormemente su riesgo de sobredosis fatal. La combinación ambas puede afectar significativamente la química del cerebro, lo que puede tener numerosas consecuencias a corto y largo plazo.

Citamos a continuación algunos de los riesgos principales de mezclar estimulantes y depresores son:    

  • Aumento de los efectos secundarios de ambas sustancias.   
  • Agravamiento o empeoramiento de los síntomas de trastornos concurrentes de salud mental o por uso de sustancias   
  • Mayor riesgo de desarrollar adicción y/o dependencia de cualquiera de las sustancias   
  • Riesgo mucho mayor de sobredosis fatal.
  • Cambios de humor significativos
  • Dificultad para sentir placer
  • Capacidades cognitivas deterioradas.
  • Falta de apetito y la fluctuación del peso

Mezclar Diazepan con alcohol

Existen numerosos peligros asociados con la mezcla de benzodiazepinas y alcohol. Cada etiqueta de advertencia en el envase de una benzodiazepina advierte contra esta práctica, y los médicos a menudo instruyen explícitamente a sus pacientes a evitar el alcohol cuando se les recetan benzodiazepinas. Los riesgos de abusar de estas sustancias en combinación son significativamente más graves que los riesgos de abusar de ellas de forma individual.

La combinación de bebidas alcohólicas con Dizepam o benzodiazepinas al considerarse 2 sustancias depresoras pueden llegar a producir un efecto depresivo en el cuerpo que puede llegar a relajar el sistema central tanto que nuestro sistema inmune no se defienda contra las infecciones. Si se consumen bebidas alcohólicas con tranquilizantes, se potencia sus efectos de sedación.

Entre los principales riesgos de combinar alcohol con benzodiazepinas podemos destacar los siguientes:

  • Efectos mejorados: la combinación de las 2 sustancias que tienen el mismo efecto de acción da como resultado el aumento de los efectos de ambas.
  • Mayor riesgo de sobredosis: cuando una persona mezcla dos depresores del sistema nervioso central, corre un riesgo extremo de sufrir una sobredosis de uno o de ambos.
  • Deterioro cognitivo: debido a los efectos mejorados de ambas drogas, las personas que las mezclan experimentarán una reducción significativa en sus habilidades cognitivas.
  • Disminución de las reacciones físicas.
  • Mayor potencial de efectos secundarios
  • Mayor potencial para desarrollar enfermedades agudas.
  • Mayor riesgo de afecciones físicas a largo plazo.
  • Mayor riesgo de un trastorno de salud mental
  • Mayor riesgo de desarrollar dependencia física a uno o ambos
  • Mayor riesgo de desarrollar un trastorno por uso de sustancias.
  • Mayor riesgo de problemas con las relaciones, los objetivos profesionales, educativos, las finanzas, etc.

Tratamiento para el trastorno por consumo de múltiples sustancias en Instituto Sócrates

Los trastornos por uso de sustancias y polisustancias pueden ser difíciles de superar, pero el programa y el tratamiento adecuado en centro de adicciones Instituto Sócrates, puede marcar la diferencia. Los mejores programas para el abuso de sustancias, la adicción y la dependencia se encuentran en nuestro centro de rehabilitación de drogas, donde encontrará personal y los medios necesarios para superar sus adicción a las drogas.

Algunos de los métodos de recuperación más efectivos para los trastornos por uso de sustancias son la desintoxicación, la terapia conductual dialéctica, la terapia conductual cognitiva, la terapia familiar, los grupos de apoyo y el manejo de contingencias.

Nuestro centro de desintoxicación en Sevilla le guiará hacia la recuperación y le ayudará a regresar a la vida normal, feliz y libre de adicciones.

RECUPERA TU FAMILIA Y TU VIDA

85% de Éxito en nuestro tratamiento de adicciones. Más de 100 familias recuperadas

LLÁMANOS 955 77 23 91

info@institutosocrates.es

benzodiazepinas y drogas

Compartir:

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email